Si tu empresa necesita de una copiadora, la pregunta siempre será ¿se compra o se renta? En esta ocasión te diremos las ventajas de un servicio de arrendamiento para que nunca falten las copias en tu oficina.

1. Mayor control de gastos: si tienes una pequeña o mediana empresa, lo mejor es optar por la renta de una copiadora, para que no tengas que hacer una gran inversión y de esta manera podrás cuidar tu presupuesto cada mes.
Pero si tienes una compañía más grande y requieres de grandes volúmenes de copiado en varios departamentos, también es recomendable la renta, porque te ahorrarás inversiones fuertes en compras de copiadoras o multifuncionales.

2. Equipos modernos y actualizados: tienes toda la facilidad de rentar una copiadora de última generación, sin que tengas que comprarla.

3. Soporte técnico: con la renta de un equipo podrás tener siempre un técnico a la mano que resolverá los desperfectos para asegurar el funcionamiento de tu copiadora, con el mantenimiento adecuado.

4. Ventajas fiscales: arrendar una copiadora es deducible de impuesto al 100 %.

5. Reducción en costos de electricidad: con una copiadora para cada departamento podrás tener un ahorro considerable, al tener menos equipos conectados, tu recibo no llegará tan alto.

Artículo realizado con los sitios DRG.com y Psdcopiadorasricoh.com.